Conéctate con nosotros

+Noticias

Condenaron a prisión a un hombre de Cipolletti por abuso sexual

Publicada

el

Angel Sandoval fue condenado a un seis años y ocho meses de prisión por el delito de abuso sexual con acceso carnal. El hombre de 38 años abusó de una joven de 18 quien, si bien era mayor de edad y aceptó ir a su casa después de conocerlo en un boliche, no prestó su consentimiento para mantener relaciones sexuales. El hecho ocurrió en marzo de 2020.

Durante el juicio se debatió si la mujer había prestado el consentimiento sexual. Las pruebas de cargo y la información de contexto demostraron que no. La sentencia consideró la existencia de una diferencia de edad muy grande y de una relación de asimetría, de poder, de fuerza de un hombre sobre una adolescente-mujer.

El tribunal resolvió también sobre la base de las conclusiones forenses, que acreditaron lesiones compatibles con un mecanismo de resistencia e indicios de abuso sexual. A eso se sumó la declaración de la amiga de la víctima que estaba en ese mismo espacio y alcanzó escuchar que la adolescente dijo que no quería tener sexo.

El psicólogo forense indicó que la víctima, por sus 18 años, se encontraba en un momento “bisagra” y explicó que entre la adolescencia y la adultez se buscan los límites, “lo que puedo o no hacer con los demás y con mi persona”. El perito sostuvo además que por las características de su personalidad, la joven intenta adecuarse a los deseos del otro más que al propio.

El fallo concluyó que no se les puede exigir a las víctimas un determinado acto “esperable” o una acción “heróica” durante un abuso sexual, sino que las reacciones se deben analizar en cada caso, según la personalidad y el contexto.

Ella misma dijo en su declaración: “me quedé helada…”, cuestión que fue valorada como una expresión de parálisis, de quietud, que tiene que ver con sus características de personalidad, ya que por más que ella hubiera querido sacarlo con un empujón no le era posible una respuesta de esa magnitud, se explicó en la sentencia.

Para resolver también se utilizó una sentencia del Superior Tribunal de Justicia (STJ) que explica el consentimiento desde un doble aspecto. El positivo – dinámico, que es la libre disposición del propio cuerpo a los efectos sexuales, es decir, para mantener trato sexual con terceras personas, con arreglo a su querer libre y consciente. Y el negativo – pasivo, referido a la capacidad de la persona de no ejecutar actos de naturaleza sexual que no desee.

En la aplicación de esa jurisprudencia se determinó que la víctima consintió bailar en el boliche, beber y concurrir a la casa del imputado junto a otras personas. De hecho aceptó besarse en el sillón con el hombre, pero su consentimiento llegó hasta ese momento. Todo lo que sucedió después no tuvo su expresa voluntad y por eso configuró un abuso sexual.

Unos días antes de que se dispusieran las medidas sanitarias por la pandemia, la joven concurrió a un boliche de Cipolletti junto con un amigo y una amiga. Ahí conocieron al hombre que fue condenado y a una mujer que lo acompañaba.

Anuncio

Bailaron y compartieron algunas bebidas hasta que el imputado invitó a todo el grupo a su casa. El amigo de la víctima optó por no ir y en consecuencia terminaron las tres mujeres con el acusado, en su vivienda.

La víctima y el victimario estuvieron en el sillón y se besaron. Las otras dos mujeres permanecían en el mismo espacio físico, pero alejadas de la pareja. En esas circunstancias, la amiga de la damnificada escuchó que la joven manifestó que “no quería”. Cuando se acercó al futón advirtió que ya se había cometido el abuso. Entonces ayudó a su amiga a incorporarse, ambas se retiraron del lugar y al otro día formularon la denuncia.

Luego de la declaración de culpabilidad por el delito de abuso sexual con acceso carnal, las partes arribaron a un acuerdo para la aplicación de la pena. La sentencia lo condenó a seis años y ocho meses de cárcel.

El tribunal estuvo integrado por las juezas María Florencia Caruso y Rita Lucía y por el juez Guillermo Merlo. Por la fiscalía intervino el fiscal Santiago Márquez Gauna y por la defensa Rodrigo Martínez.

Temas

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

+Noticias

Hace 96 años los vecinos de Villa la Angostura proponían que “la nueva ciudad” llevará el nombre de un presidente

Publicada

el

Ocurrió hace 96 años al firmarse el acto de la inauguración de la oficina radiotelegráfica, el 15 de mayo de 1932, cuando se propone y queda en acta bautizar al ”Nuevo Pueblo y Ciudad Industrial general Agustín P. Justo”.  Escribe Yayo de Mendieta.

Durante 1928, arriba a la región el entonces ministro de Guerra general Agustín P. Justo. Éste se reúne con Primo Capraro y distintas personalidades de locales en el Hotel Correntoso. Al visitar la zona del “Paraje Correntoso” (hoy más conocido como Villa la Angostura), queda gratamente sorprendido y promete su apoyo para el desarrollo de la región cuando en este paraje -tomaba el nombre de “Paraje Correntoso” por tener ese nombre la Estafeta Postal- tenía apenas unos 300 habitantes

El ministro se solidariza con los pobladores y les asegura que sus reclamos serían escuchados por el gobierno nacional, y efectivamente cumplió al enviar al poco tiempo a uno de sus colaboradores personales a la zona para conocer en detalle los problemas de estos habitantes que vivían al pie de la cordillera andina y en este rincón aislado del Territorio del Neuquén (por entonces todavía no era provincia).

A través de su informe al Poder Ejecutivo Nacional, la región obtuvo, la tantas veces solicitada, línea telegráfica Bariloche-Puerto Blest, asentando en la documentación oficial de la época  “la necesidad de dotar al paraje denominado “Paraje Correntoso” con una línea telegráfica inalámbrica”.

La presencia de este ministro, causó un favorable impacto entre los pobladores, hecho que queda demostrado cuando, en el acto fundacional de la estación Radiotelegráfica que se realizó un domingo al mediodía del 15 de mayo de 1932,  se propuso la moción, por iniciativa de Primo Capraro, de bautizar al pueblo naciente como ”Nuevo Pueblo y Ciudad Industrial general Agustín P. Justo”.

A tal efecto se forma una Comisión para que sea oficializada esta denominación y sea comunicada al General; la comisión estaba integrada por los vecinos: Exequiel Bustillo, Carlos Pacheco Santamaría, Antonio Lynch (h), Manuel de Uribelarrea, Ernesto Jewell, Primo Capraro y el ingeniero Horacio Anasagasti. Se nombró presidente a Primo Capraro y secretario a Horacio Anasagasti. Este último ausente en el acto (Presidente de la Comisión del Parque Nacional del Sud) habiendo sido consultado verbalmente por el vecino Primo Capraro, estuvo conforme en que se denominara al pueblo en la forma indicada, y se le pasaría la comunicación consiguiente y el acta para que la firme.

Sin embargo, al reunirse con el militar en Buenos Aires, “desistió con amabilidad de la honrosa designación”, razón por la cual la naciente localidad, mantuvo el nombre de “Paraje Correntoso”, hasta que recién el 30 de noviembre de 1938 Exequiel Bustillo, como Presidente de Parques, la bautizara como Villa la Angostura, no reconociéndolo como un pueblo, sino como una villa turística que dependía de la jurisdicción de Parques Nacionales.

Se recuerda que los vecinos de Villa la Angostura tuvieron que interceder judicialmente para “independizarse” como villa turística de Parques Nacionales y empezar a depender como pueblo del Territorio Nacional del Neuquén, lucha que recién se logró cuando el Presidente Domingo Perón firmó el decreto para que esta localidad dejara de depender de la administración de Parques Nacionales.

Yayo de Mendieta

Anuncio

Villa la Angostura

Seguí leyendo...

+Noticias

Los Brigadistas del Parque Nacional Huapi temen que se les caigan sus contratos

Publicada

el

Ariel Dattoli, brigadista de incendios forestales en Parques Nacionales, al trazar un panorama de la actualidad en el sector, resaltó que quienes ocupan ese rol ven amenazada su fuente laboral, y apuntó a las dificultades que encuentran al realizar sus tareas con escaso personal.

“Somos muy pocos a nivel nacional, alrededor de cuatrocientos para las cincuenta y cinco áreas protegidas. Además, tenemos contratos precarios. Todos, el cien por ciento, somos contratados, y en cualquier momento podemos quedar desafectados, porque, unilateralmente, el Estado puede desvincularnos”, sostuvo.

“Desde el Directorio de Parques Nacionales dijeron, en una reunión mantenida con el Consejo Directivo de la Asociación Trabajadores del Estado (ATE), que nos van a renovar los contratos hasta el 31 de diciembre de 2024, pero que están trabajando en que los brigadistas volvamos a desempeñarnos por tres meses, es decir que los contratos ni siquiera serían por un año, como lo son ahora”, manifestó Dattoli, quien, al respecto, explicó que antes eran tomados trimestralmente, pero en 2013 habían conseguido que el vínculo fuese anual. En tal sentido, debe tenerse en cuenta la especificidad de las tareas. “Nos capacitamos todo el año para que, cuando llegue el momento de una intervención, sepamos cómo trabajar con mayor seguridad en una actividad de riesgo”, detalló.

De esa forma, indicó que, por ejemplo, en Bariloche el vínculo laboral sólo sería por la temporada de verano. En ese punto, apreció que “nada asegura que en invierno no haya un incendio”, y añadió: “Más allá de eso, no sólo nos dedicamos a situaciones de fuego. En la Patagonia también realizamos búsqueda y rescate de personas en zonas agrestes. Tenemos un promedio de alrededor de quince incendios por temporada y en todo el año unas cincuenta evacuaciones de montaña a visitantes, tanto en invierno como en verano”.

Dattoli, además, explicó: “El sistema de emergencias de Parques es federal. Ante los incendios que hubo en Patagonia, vino gente del norte para reforzar. Y ahora, en invierno, que es la temporada seca allá, si hay fuego en aquel lugar, los brigadistas que trabajan acá irán para ayudar”.

Cabe recordar que el sábado a las 16, en la Intendencia del Parque Nacional Nahuel Huapi, se realizará un abrazo simbólico a la entidad como forma de visualizar la problemática que envuelve a la totalidad de los trabajadores.

Anuncio
Seguí leyendo...

+Noticias

Viernes de rock, folck, reggae y cumbia en la Biblioteca Osvaldo Bayer

Publicada

el

Se presenta el dúo musical de Fabiana y Miguel, con 40 años de trayectoria, y hoy en viaje por América desde la Patagonia, recorriendo el continente en su automóvil, llevando su proyecto “Canciones que Viajan” de pueblo en pueblo.

Han estado muy presentes en la historia de La Bayer, y nos acompañarán el viernes interpretando variadas canciones de bandas argentinas, uruguayas y españolas con ritmos de folk, rock, reggae y cumbia, con guitarra, armónica, voces y percusión en cajón peruano, versionanando los temas con arreglos de fuerza vocal.

Realizaron más de 130 presentaciones en su andar viajero de los últimos 6 años, actuando en 14 países del continente americano desde el 2017.

Les esperamos para disfrutar de esta noche con amigues 🫂

Este es un ciclo autogestivo creado para potenciar la cultura comunitaria aportando a la ampliación de la biblioteca.

Seguí leyendo...
Anuncio

+Vistas