Noticias de Bariloche
Inicio » Actualidad » En Bariloche la esperan, pero en Villa Llanquín agradecen que no llegue

En Bariloche la esperan, pero en Villa Llanquín agradecen que no llegue

“En este invierno sin nieve, con los días hermosos que estamos teniendo, viene mucha gente los fines de semana”, señala el titular de la Comisión de Fomento de Villa Llanquín, Roberto Loncón.

Así, lo que en Bariloche, sobre todo entre aquellos que se relacionan directa o indirectamente con el turismo, ven con pesar (la poca nieve que, hasta el momento, hubo este año), en el paraje lo observan como algo positivo.

“Las personas llegan para disfrutar del paisaje, caminar, hacer escalada, andar en bicicleta…”, enumera el comisionado.

Así, esa inclinación turística que el paraje había desarrollado sobre todo en verano, a partir de la pesca, se ha incrementado, y el poblado se presenta como una opción válida también para el invierno.

Todo, justamente, gracias, en su mayor parte, a la falta de nieve, que facilita el trayecto por la ruta en esa dirección, así como también impulsa, a aquellos que acuden a Bariloche de vacaciones, a que vean a Villa Llanquín como una alternativa para una excursión.

Hasta los trabajadores encargados de llevar la balsa que brinda acceso, desde la Ruta 40 al pueblo, agradecen que este año no haya nevado tanto, ya que, de esa manera, la tarea de trasladar los vehículos desde un lado al otro no resulta tan complicada.

El titular de la Comisión de Fomento cuenta que existen diversas posibilidades de alojamiento, porque en los últimos años, como se notaba a mucha gente en la temporada de pesca -que va de septiembre a mayo–, varios vecinos construyeron cabañas en el lugar.

Además, claro, están los campings.

El comisionado explica que “las personas buscan la tranquilidad que ofrece Villa Llanquín”.

En ese sentido, apunta que el deseo es mantener un equilibrio: “Si bien queremos seguir recibiendo visitantes, también pretendemos continuar con esa calma que es propia del lugar”, concluye.

Categorías

Hora actual en
San Carlos de Bariloche, Argentina