Conéctate con nosotros

Sin categoría

Jeff Maggioncalda, CEO de Coursera: “La inteligencia artificial permite personalizar el aprendizaje”

Publicada

el

Para Jeff Maggioncalda, CEO de Coursera, la educación y el trabajo serán cada vez más “híbridos”.

Un “coach” que resuelve las dudas de los estudiantes y un “constructor” de cursos que asiste a los profesores en el diseño de sus propuestas formativas son las dos grandes novedades –ambas basadas en inteligencia artificial– que acaba de presentar Coursera, una de las plataformas de aprendizaje online más grandes del mundo, con 120 millones de usuarios. Jeff Maggioncalda, CEO de la compañía estadounidense, estuvo en Buenos Aires y conversó con Infobae sobre la transformación de las oportunidades educativas y laborales a partir de la irrupción de la IA.

Maggioncalda visitó Argentina para firmar un convenio con la Universidad de Morón, cuyos estudiantes tienen acceso gratuito a un trayecto formativo en habilidades profesionales. Como parte de una gira por América Latina, presentó las nuevas herramientas de IA generativa que la plataforma está implementando en todo el mundo. Coursera tiene 1,4 millones de usuarios en Argentina, por detrás de Colombia (2,8 millones), Brasil (5 millones) y México (5,8 millones). En el país, sus principales alianzas son con la Universidad Austral y la Universidad de Palermo.

La inteligencia artificial está presente desde los orígenes de la plataforma: en octubre de 2011, el primer curso gratuito que ofreció fue sobre “Aprendizaje automático”, a cargo de los dos fundadores de Coursera, Andrew Ng y Daphne Koller, ambos profesores de la Universidad de Stanford. En esos años comenzaba el boom de los MOOC (sigla en inglés para “cursos en línea masivos y abiertos”). A partir de 2020, la pandemia de COVID-19 aceleró el crecimiento de la educación virtual, y la irrupción de ChatGPT a fines de 2022 marcó un nuevo hito en la transformación del aprendizaje online, señaló Maggioncalda.

Hoy Coursera ofrece alrededor de 5400 cursos, diseñados por las más de 275 universidades y empresas que tienen acuerdos con la plataforma. En este contexto, Maggioncalda subrayó el potencial de la inteligencia artificial para la personalización del aprendizaje y destacó el lanzamiento del “Coach”, un entrenador basado en inteligencia artificial generativa, como ChatGPT.

Tutores virtuales y asistentes para profesores

Este “tutor” virtual puede responder preguntas sobre el curso elegido de manera personalizada, y asistir al estudiante ofreciéndole resúmenes o recomendaciones para comprender mejor un determinado concepto. Además, puede ayudar al estudiante a pensar cómo aplicar los conocimientos aprendidos en un curso, o incluso brindarle orientación profesional, por ejemplo sugiriéndole a qué tipo de trabajos postularse.

“Es una suerte de asistente de aprendizaje personalizado, que puede ayudar al estudiante no solo con su aprendizaje sino también con su carrera profesional, ayudándolo a entender por qué determinado tema es importante, o cómo vincular lo que está aprendiendo con posibles oportunidades laborales”, sintetizó Maggioncalda.

La inteligencia artificial también puede potenciar la tarea de los profesores, consideró Maggioncalda. Justamente, la otra gran novedad que presentó en su visita a Buenos Aires es el “Course Builder”, una herramienta de creación de cursos customizados que, a partir de algunas indicaciones simples del docente, utiliza IA para generar automáticamente la estructura general del curso, descripciones, etiquetas, lecturas, tareas, glosarios y sugerencias de contenido relevante que ya se encuentra en Coursera, generado por universidades o por empresas –Google, Meta e IBM, entre muchas otras, brindan cursos en la plataforma–.

“Se trata de usar la IA para ayudar a los profesores a crear cursos personalizados, utilizando contenido de otros cursos y su propio contenido”, explicó Maggioncalda, y anticipó que en junio empezarán a utilizar esta herramienta en una prueba piloto.

Anuncio

El CEO de Coursera enfatizó que una de las grandes transformaciones que produce la inteligencia artificial generativa es la caída de las barreras lingüísticas. En ese sentido, contó que desde la plataforma están implementando traducciones por “aprendizaje automático” para que los alumnos puedan hacer los cursos en su propio idioma. Por eso, están traduciendo del inglés al español y a otras lenguas miles de clases, lecturas, subtítulos de conferencias, cuestionarios y evaluaciones en más de 2000 cursos.

Te puede interesar: La inteligencia artificial rinde examen: ¿cuándo terminará la resistencia de los maestros al ChatGPT?

Otros desarrollos tienen que ver con el avance del metaverso y las experiencias de “aprendizaje inmersivo”. En ese sentido, Coursera está facilitando también que los profesores incorporen componentes de realidad virtual en sus cursos, “para ayudar a los alumnos a involucrarse más profundamente con el contenido, ya sea practicando un discurso frente a una audiencia simulada o por ejemplo recorriendo el interior de un vaso sanguíneo”.

Ante la transformación laboral, aprendizaje durante toda la vida

Maggioncalda también se refirió al impacto de la inteligencia artificial en el ámbito laboral. Reconoció que, históricamente, los trabajos más expuestos a la automatización habían sido los que requerían menor educación. En cambio, “los graduados universitarios generalmente han tenido trabajos que no son muy vulnerables a la automatización porque están basados en el conocimiento”. Sin embargo, eso parece estar cambiando.

Coursera
Coursera ofrece 5400 cursos de más de 275 universidades y empresas de todo el mundo.

Un estudio reciente de OpenAI y la Universidad de Pennsylvania identificó que algunas de las profesiones más amenazadas por la inteligencia artificial incluyen a los matemáticos, contadores, analistas financieros, escritores, periodistas y diseñadores. En cambio, entre las ocupaciones menos amenazadas aparecen los operadores de equipos agrícolas, atletas y competidores deportivos, albañiles, cocineros, mozos, carpinteros, pintores, plomeros y carniceros.

El CEO de Coursera planteó que, a diferencia de lo que pasó con otras tecnologías, la irrupción de ChatGPT y la inteligencia artificial basada en modelos de lenguaje “pone en riesgo los puestos de trabajo de personas con mayor educación formal, que no se habían visto amenazados por la tecnología hasta ahora”. En ese sentido, consideró que “el aprendizaje a lo largo de la vida y la acreditación de habilidades” se vuelven más importantes que nunca.

En una encuesta realizada a 55.000 estudiantes de todo el mundo, desde Coursera relevaron que el 77% logró mejorar sus oportunidades profesionales después de formarse en la plataforma, mientras que un 30% afirmó haber conseguido trabajo gracias al aprendizaje online. “Hay gobiernos que están usando la plataforma para capacitar a los ciudadanos que están desempleados. Hoy a las empresas no les alcanza con el título universitario: quieren ver las habilidades de la persona. Por eso, creo que cada vez más tendremos un modelo de aprendizaje híbrido, en el que se combinen los títulos universitarios tradicionales con la acreditación de habilidades en trayectos formativos más orientados a las necesidades de la industria”, dijo Maggioncalda.

Por otro lado, la buena noticia es que, al disminuir las barreras lingüísticas –ya que cualquiera puede apoyarse en ChatGPT para pulir su expresión en otro idioma–, se abre un proceso de “globalización del talento”. “Vemos una oportunidad increíble, especialmente en países como Argentina, donde los empleadores globales de Estados Unidos y Europa buscan gente calificada que sepa de datos, resolución de problemas, gestión de proyectos. A menudo, ese talento es más barato en América Latina que en Estados Unidos. Por eso los empleadores cada vez más están buscando talento sin preocuparse por dónde vive la persona. De hecho, si uno mira las ofertas de trabajo remoto en LinkedIn, observa que crecieron un 190% en Argentina en 2022″.

“Para conseguir un buen trabajo, las personas necesitarán una carrera universitaria tradicional, pero también hacer cursos cortos acreditados por la industria; manejar los conceptos básicos de las disciplinas, pero también tener habilidades que les permitan aplicar esos conceptos; combinar el aprendizaje online y el aprendizaje en el aula; poder trabajar de manera remota, pero también presencial”, aseguró Maggioncalda. Y definió el futuro de la educación y el trabajo con una palabra: “Vamos hacia un mundo cada vez más híbrido”.

Seguir leyendo:

Anuncio

Google ofrece 9000 becas en Argentina para cursos de capacitación en tecnología

Tres expertos analizan cómo la inteligencia artificial transformará la educación y el mercado laboral

La amplia oferta de cursos online gratuitos que brindan Oxford, Cambridge, Harvard, Stanford y MIT

Sin categoría

Estados Unidos aprobó un desarrollo argentino que logra que la semilla de soja produzca proteína de carne de cerdo

Publicada

el

Gastón Paladini, CEO y cofundador de Moolec Science

El Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA) aprobó un desarrollo argentino que permite que una semilla de soja produzca proteína de carne de cerdo. El proyecto biotecnológico lleva la marca Piggy Sooy y la aprobación, según fuentes del mercado, podría disparar su proceso de producción para 2025, primero en la Argentina y luego en Estados Unidos.

El proyecto Piggy Sooy fue impulsado por Moolec Science, una empresa de agricultura molecular que forma parte del ecosistema Bioceres y que desde 2023 cotiza en Nasdaq, el mercado bursátil de las compañías tecnológicas más importantes del mundo. Moolec produjo cantidades significativamente altas de proteínas de cerdo en el cultivo de la soja y la decisión del gobierno de Estados Unidos “marca un hito sin precedentes en biotecnología con la primera aprobación de este tipo”, explicaron en la compañía.

El proyecto que logró producir hasta un 26,6% de proteína de cerdo soluble total en las semillas, 4 veces más a lo inicialmente proyectado, lo que le permitió recibir la luz verde por parte del Servicio de Inspección de Salud Animal y Vegetal (APHIS) del USDA.

La empresa ha estado trabajando para insertar genes de cerdo en soja y genes de carne vacuna en semillas para crear proteínas híbridas de plantas y animales que puedan reemplazar la carne real en salchichas y hamburguesas, al mismo tiempo que consigue satisfacer el paladar de los consumidores de carne. Si bien el Servicio de Inspección de Sanidad Animal y Vegetal del USDA dijo que la soja con infusión de carne de cerdo no representa un mayor riesgo de plagas y, por lo tanto, no necesita otra regulación, también añadió que otras agencias, incluida la Food and Drug Administration (FDA) pueden someter a esas semillas a requisitos antes de darle plena autorización, según informó Bloomberg.

Tras conocerse el anuncio, la acción de Moolec se disparó. Antes de la apertura de los mercados de hoy, creció un 127 por ciento. Luego del cierre de operaciones en el Nasdaq, la acción registró una meteórica suba del 78%, logrando un valor de USD 2,47 frente a USD 1,40 de su cierre del viernes.

Moolec

La particular historia de Moolec comienza como un desprendimiento de Bioceres, la empresa de biotecnología con sede en Rosario que cotiza en el Nasdaq, con un foco de negocios tan disruptivo como innovador: utilizar plantas genéticamente modificadas para transformarlas en proteína animal.

El CEO y cofundador de Moolec es Gastón Paladini, cuyo apellido está más que ligado al mundo de los negocios. El emprendedor integra la cuarta generación de la familia dedicada a la producción de chacinados desde hace casi un siglo. Con su conocimiento de la industria de la carne tradicional, por haber sido director del Grupo Paladini, comenzó a explorar el ecosistema de las proteínas alternativas. Y así fundo Moolec, dedicada a la agricultura molecular. Paladini cuenta con un MBA del IAE de la Universidad Austral y es Licenciado en Publicidad por la Universidad de Palermo. Antes de trabajar en la empresa familiar se desempeñó como publicista en agencias de renombre, como Craverolanis o Agulla & Baccetti.

“Nuestro equipo de biología vegetal está escribiendo la historia de la ciencia de los alimentos y no podría estar más orgulloso de ellos” (Gastón Paladini)

En la presentación oficial de Piggy Sooy, llevada a cabo en junio del año pasado, Paladini señaló: “Piggy Sooy representa una prueba tangible y visual de que la tecnología de Moolec tiene la capacidad de lograr rendimientos significativos en plantas para producir proteínas cárnicas. Con este logro innovador, Moolec se consolida como creador de categorías y pionero en agricultura molecular para la industria alimentaria. Nuestro equipo de biología vegetal está escribiendo la historia de la ciencia de los alimentos y no podría estar más orgulloso de ellos”.

Anuncio

Además del proyecto Piggy Sooy, hasta ahora Moolec había creado dos productos: la quimosina, que es una proteína utilizada en la elaboración de queso, y el aceite nutricional ácido gamma-linoleico. Tiene en marcha la creación de una cartera de productos más amplia destinada a cumplir con lo que la compañía considera su misión: “Mejorar el sabor, la nutrición y el acceso a las proteínas alternativas mientras se construye un sistema alimentario mundial más sostenible y equitativo”.

Seguí leyendo...

Sin categoría

El Gobierno revocó el Fideicomiso del Trigo que regulaba el precio de la harina

Publicada

el

(Imagen ilustrativa Infobae)

Por medio de la Resolución 142/2024 emitida por el Ministerio de Economía y publicada este miércoles en el Boletín Oficial, el Gobierno eliminó el Decreto 132 con fecha 19 de marzo de 2022, el cual creó el Fondo Fiduciario Público denominado “Fondo Estabilizador del Trigo Argentino“. Dicha entidad había sido creada con el objetivo de estabilizar el costo de la tonelada de trigo comprada por los molinos argentinos.

La nueva normativa, que lleva la firma del ministro de Economía Luis Caputo, revocó un contrato de fideicomiso suscrito el 7 de abril de 2022 entre la ex Secretaría de Comercio Interior y BICE Fideicomisos SA. De esta forma, se avanzó con uno de los principales objetivos del Gobierno que es el de recortar el gasto público para equilibrar las cuentas fiscales.

Según cálculos oficiales el fideicomiso del trigo para regular el precio interno de la harina demandó una erogación de $69.000 millones desde su creación hace dos años

El texto oficial señaló que “las condiciones que motivaron la creación del Fondo Estabilizador del Trigo Argentino no se encuentran presentes en el momento actual”. Por lo tanto, se consideró necesario revocar el contrato de fideicomiso.

Según estimaciones del Gobierno, este fideicomiso del trigo, que tenía como fin regular el precio de la harina en el mercado interno, demando desde el momento de su creación una erogación de 69.000 millones de pesos. Este fondo forma parte de un listado inicial de nueve fondos fiduciarios que tienen prioridad para ser eliminados, sobre un total de 29 incluidos en el proyecto de Ley Ómnibus por decreto. En el supuesto oficial, la eliminación inmediata de estos nueve fideicomisos implicaría un ahorro fiscal del orden de los 2.000 millones de dólares.

El Gobierno tiene en la mira la eliminación de inicial de nueve fondos fiduciarios, con el objetivo de ahorrar unos USD 2.000 millones

“Si los tengo a tiro de decreto, anotalo, porque son boleta”, había afirmado el presidente Javier Milei a mediados de febrero en una entrevista en la que abordó el peso en el gasto público de estos fondos fiduciarios cuya posible eliminación había sido incluida en la fallida Ley Bases. “Son todas cajas negras de la política. Eso hay que terminarlo. Eso pone muy nervioso a muchos. Hay muchos agentes de la política que viven de eso”, agregó el mandatario.

Según el sitio oficial Argetina.gob.ar, el Fondo Estabilizador del Trigo Argentino fue creado en marzo de 2022 para “garantizar un valor de referencia en el mercado interno que permita conservar una estabilidad en la participación de la bolsa de harina como componente del costo de los productos que de esta se derivan”.

El texto oficial señaló que “las condiciones que motivaron la creación del Fondo Estabilizador del Trigo Argentino no se encuentran presentes en el momento actual”

Anuncio

“Todos los fondos del fideicomiso están dirigidos a subsidiar la bolsa de harina 000 común de 25 kilos, que es la que compran las panaderías para hacer pan y para la segunda industrialización. Es utilizada por las empresas de consumo masivo para producir galletitas, pan de molde, tapas de empanadas, entre otros productos. Dichas empresas, en su mayoría, forman parte del programa Precios Justos”, puntualizó el sitio oficial.

La resolución para el proceso de liquidación de liquidación del Fondo Estabilizador del Trigo Argentino dispuso que a partir de la fecha se notificará al fiduciario (BICE Fideicomisos SA) de la revocación del contrato. Asimismo, la Secretaría de Comercio Interior del Ministerio de Economía se encargará de la liquidación del fondo. Por una parte, el Fondo de Reserva de Liquidación será utilizado para cubrir los gastos remanentes, mientras que el patrimonio fideicomitido remanente será transferido al Ministerio de Economía.

Seguí leyendo...

Sin categoría

Dudas sobre la cosecha de trigo: las estimaciones oscilan entre 14 y 20 millones de toneladas

Publicada

el

Una cosechadora recolecta trigo en un campo en General Belgrano, 160 km al oeste de Buenos Aires (REUTERS/Enrique Marcarian) (Enrique Marcarian/)

Más allá de que en el campo todavía tienen el foco puesto en los resultados de la campaña gruesa, ahora en plena etapa de cosecha, con el arranque del otoño se empezó a proyectar qué puede pasar con los granos finos y qué números enfrenta el productor, particularmente en el trigo, cultivo que debería empezarse a implantar entre mayo y junio, según las zonas.

En un mercado mundial de precios granarios bajos, el trigo no es la excepción. Si bien a nivel local aún no hay proyecciones y las del Departamento de Agricultura de EEUU (USDA) se publicarán en mayo, otras como las del International Grain Council (ICG), con sede en Londres, estiman un aumento del área a nivel mundial, lo que probablemente influya en los stocks y limite los precios.

Infobae consultó a analistas del mercado y referentes de la actividad triguera, quienes coincidieron en que, aunque es prematuro dar proyecciones locales de superficie estimada de siembra y volumen de producción, los costos internos y la presión fiscal comprometen la rentabilidad del cultivo en la próxima campaña.

Para Gustavo López, director de la consultora Agritrend, las perspectivas de la campaña de triguera 2024/25 serán buenas, excepto en precios, que a nivel internacional están bastante deteriorados. “Los principales exportadores mundiales, como Rusia y Ucrania, tienen bastante trigo. Han tenido una buena cosecha, tienen stocks y siguen su conflicto. Hoy hay precios FOB argentinos están a la par de los FAS argentinos, porque ha habido una merma en los valores muy importantes. Para poder competir en el mundo hay que tener precios bastante más bajos”, precisó.

Trigo 2024
El gráfico muestra claramente la caída del precio internacional del trigo en los últimos meses y respecto de los picos de 2022

Martín Biscaisaque, presidente de la Asociación Argentina del Trigo (Argentrigo), precisó que el ICG proyecta una producción mundial de 798,8 millones de toneladas para el ciclo 2024/25, que representa un incremento interanual del 1,2 por ciento. “Este aumento se debe principalmente al buen rendimiento de los cultivos en el hemisferio norte”, dijo el experto. Igualmente, añadió, “se espera una recuperación productiva en Australia y Argentina, con una estimación para nuestro país de un volumen de 18 millones de toneladas, lo que representa un incremento interanual del 13,2%, en unas 6,1 millones de hectáreas”.

Pese a estas proyecciones, se espera una caída interanual del 2% en el stock final global. “Sin embargo, el precio disponible y el futuro del trigo no reflejan esta situación. Durante la segunda semana de marzo, el precio de la exportación de trigo en la Argentina alcanzó un mínimo en más de 4 años, encontrando un valor similar al de enero de 2020″, afirmó Biscaisaque, citando como fuente a la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR). El titular de Argentrigo coincidió con López en que una de las razones es la producción y comercialización de trigo en Rusia. “Pese a mantener su producción, Rusia ha desplazado su ritmo de ventas hacia los meses de diciembre, enero, febrero y marzo, época en la que tradicionalmente el hemisferio sur era quien proveía de trigo al mundo”, explicó.

Miradas

Más allá de las proyecciones internacionales que se conocen, y cuando aún faltan las estimaciones locales, López dijo que la superficie va a estar cerca de los niveles de la campaña anterior, de unos 7 millones de hectáreas y consideró muy factible que de mediar condiciones climáticas buenas la producción sea mayor que la campaña pasada.

“El ciclo triguero 2023/24 no tuvo las mejores condiciones. Se esperaban 19 a 20 millones de toneladas y terminaron siendo 15 millones, aunque fue más alta que la campaña 22/23, con 13 millones de toneladas, muy afectada por la sequía. En condiciones normales de lluvia y con los rendimientos promedio, la producción de trigo debería estar rondando los 20 millones de toneladas”, aseguró López

Trigo 2024

Distinta es la mirada de Javier Buján, corredor y presidente de Kimei Cereales y ex titular de la Cámara Arbitral y del Centro de Corredores y Agentes de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, para quien las perspectivas de los cereales de invierno de la campaña 2024/25 se definen con la palabra “incertidumbre”. Los números,, dijo, “no cierran para la campaña fina, llámese trigo o cebada”.

Anuncio

En cuanto a la superficie a sembrar, Buján consideró aventurado decir, con el panorama actual, que el área de trigo será menor a los 7 millones de hectáreas implantados la campaña pasada. Y respecto del volumen de producción afirmó: “Si bien en estas condiciones se espera una menor área de trigo, al no poder determinarse, sería imprudente dar una estimado de producción, pero como parámetro estaría sensiblemente por debajo de los 14,5 millones de toneladas”.

En este punto, afirmó que “además de la caída de producción, es seguro que habrá una baja en la calidad, ya que se resentirá el uso de insumos también, y el mercado de trigo, pese a que muchos así no lo vean no es una commodity”, precisó. Lo hizo en referencia a las distintas calidades que piden los molinos, según produzcan harinas para panificación o industria, vinculadas a los requerimientos de proteína y gluten exigidos en cada caso.

Coincidencias

Tanto López, como Biscaisaque y Buján coinciden en que los números no son buenos por los altos costos internos y la presión fiscal, básicamente los derechos de exportación (DEX) o retenciones, que limitan las intenciones de siembra.

Trigo 2024
Martín Biscaisaque, de Argentrigo

“Los insumos están más altos, especialmente los fertilizantes, en el marco de precios bajos. A nivel interno se está hablando de un precio a cosecha de 190 dólares”, explicó López quien señaló que “lo que se plantea es por qué “no incentivar al trigo, sacándole las retenciones, porque si se mantienen se limita el margen al productor y se podría lograr expandir más el área”, porque “los precios a cosecha (sin DEX) en realidad no son tan bajos”, precisó.

En este sentido, mencionó que, en los últimos 7 años, entre enero y marzo, hubo precios a cosecha menores a 150 o 160 dólares. “El tema es básicamente qué valor van a recibir los productores después que se cosecha. Esto también está en función de cómo van a ir vendiendo”, agregó López, en referencia al tipo de cambio, con o sin cepo, que pueda haber hacia fines de 2024.

Trigo 2024
Gustavo López, de Agritrend

Por su parte, Buján, consultado sobre si había algún factor que incentivará la próxima siembra de trigo, respondió que “salvo los que podríamos decir que son agronómicos”, no ve alicientes para implantar el cereal.

“Salvo que realmente se vea que el costo fiscal de sacarle las retenciones es muy bajo. La recaudación por exportar 10 millones de toneladas de trigo es de aproximadamente 270 millones de dólares y a la exportación, ese volumen le significan ingresos por aproximadamente 2000 millones de dólares”, precisó. Quitar las retenciones hoy significa una mejora para el productor de unos 25 dólares por tonelada y la ‘zanahoria’ adelante para la siembra 24/25″, explicó Buján, al tiempo que agregó que “si tenemos menos volumen y menos calidad, todo el complejo triguero sufre caída de ingresos”.

Factores locales

En tanto, Biscaisaque señaló que “a la complejidad internacional se suma nuestra realidad local, que hoy no es auspiciosa para el trigo”. A los bajos precios y a la mala relación insumo-producto, sumó que “los productores están descapitalizados por la sequía de 3 años, la escasa oferta crediticia para un cultivo demandante en capital y el clima amenazante”, que “podrían llevar a una caída de la superficie sembrada con trigo del 10 por ciento”.

Trigo 2024
Javier Buján, de Kimei Cereales

En cuanto a la producción, coincidiendo con López, sostuvo que podría mantenerse en los niveles de la campaña 23/24, que no fue buena en términos climáticos. Pero advirtió que “en esta nueva campaña, el paquete tecnológico que utilicen los productores puede no ser el ideal, dado que los precios de los fertilizantes y agroquímicos aún no se han acomodado”.

Finalmente, opinó que “ante este escenario, se podría pensar en una mayor caída del área de trigo. Es necesario discutir la competitividad de nuestros granos, afectados hoy por impuestos a la exportación, brecha cambiaria, impuesto a las importaciones y proliferación de tasas y regulaciones provinciales y municipales”, concluyó.

Anuncio
Seguí leyendo...
Anuncio

+Vistas