Noticias de Bariloche
Inicio » Deportes » La danza de los nueves en el ciclo Scaloni y el goleador que nunca lo pudo convencer

La danza de los nueves en el ciclo Scaloni y el goleador que nunca lo pudo convencer

Gio Simeone jugó cinco partidos en la era Scaloni y marcó un gol: fueron todos amistosos en el 2018 (FotoBaires) (Axel Lloret/)

Primero fue Sergio Agüero. Luego Lucas Alario y hasta revoloteó el nombre de Mauro Icardi. Después entre Joaquín Correa y Julián Álvarez. Los nombres para pelear la titularidad o cuidar la retaguardia de Lautaro Martínez danzaron en un carrusel sinfín casi sin asentarse durante la era de Lionel Scaloni. Estuvieron los que tienen la esencia del domador de las áreas y también aquellos que son más versátiles en su sentir el fútbol ofensivo. Sólo quedó un botón sin pulsar: Giovanni Simeone.

Claro está que no es una crítica rebuscada al olfato del entrenador. Si algo mostró a la perfección el líder de la Scaloneta es su precisión de francotirador para elegir el recambio de una generación pesada. Incluso es, tal vez, la previa mundialista con menos polémicas de la historia. No hay debates acalorados por Juan Román Riquelme como pasó con Marcelo Bielsa en el 2002, Fernando Redondo y Claudio Paul Caniggia en Francia 98 o Javier Zanetti en el 2010 con Diego Maradona, por citar algunos casos emblemáticos recientes. Es más bien un planteo casi técnico, minucioso, sobre una línea en la planificación. De mesa futbolera con amigos.

El retiro intempestivo del Kun, la curva descendente del Pipa desde que arribó a Alemania y el eterno sueño frustrado por motu propio de Icardi limpiaron la escena de los centrodelanteros puros. De oficio. Y el proceso decantó en que el Tucu Correa y Álvarez se conviertan, por historia dentro de la gestión, en alternativas naturales para Lautaro ante cualquier eventualidad. Pero más allá de los niveles del ex Estudiantes y el ex River Plate, ninguno de los dos tiene en su partida de nacimiento el sello de “9 de área”. Lo pueden hacer, claro que sí. Y a la perfección, seguramente, según la ingeniería del técnico. Pero el nivel del Cholito en el último tiempo permite al menos hacer la pregunta: ¿por qué no tuvo su prueba?

Scaloni dirá, con acierto y propiedad, que está en los planes, que varias veces lo ha citado, que es un jugador al que siempre siguen. Y es verdad. Pero también es una realidad que el técnico confió en él durante el inicio del plan recambio que se lanzó en los amistosos de finales del 2018, pero nunca más volvió a darle una chance real. Gio tuvo cinco encuentros ese años y anotó un tanto ante Guatemala, el único en el que fue titular. En el 2020 Scaloni lo llevó una vez al banco de suplentes en las Eliminatorias, pero no lo tiró a la cancha. Fue parte de varias listas preliminares, pero nunca más una prueba en acción.

Lucas Boyé Selección Argentina
Boyé fue citado ante Venezuela y Ecuador: sumó unos pocos minutos ante ese último rival (Foto: @lucasboye31)

A lo largo de los cuatro años de gestión también tuvieron oportunidades de similares características Darío Benedetto, Adolfo Gaich y Lucas Boyé, además de los mencionados Icardi o Alario, que estuvo siempre sobre la mesa como una de las opciones que más seducía al DT, pero que nunca terminó de afirmarse en la Bundesliga como para refrendar la confianza recibida en la Selección.

Hablemos con las cifras frías arriba de la mesa: Gio fue el cuarto máximo artillero de la última temporada de la Serie A con el humilde Hellas Verona, que reapareció en Primera en el 2019 y fichó al Cholito la temporada pasada para soñar con alguna copa internacional. Quedaron a dos puestos de ese objetivo, pero Simeone cumplió con 17 goles en 35 presentaciones por detrás de Lautaro Martínez (21 en 35), Dusan Vlahovic (24 en 36) y Ciro Immobile (27 en 31) con Inter, Juventus/Fiorentina y Lazio.

Argentina v Estonia - Julián Alvarez y Correa
Una particularidad: Álvarez y Correa compartieron el ataque en el amistoso contra Estonia (Foto: Juan Manuel Serrano Arce/Getty Images) (Juan Manuel Serrano Arce/)

En Napoli, tal vez su desafío más grande a los 27 años, ya lleva dos goles y fue titular una sola vez. Entre los otros cinco partidos que tuvo acción, no suma mucho más de 90 minutos en total. No son una novedad sus cifras destacadas en el fútbol italiano. Ya hizo 12 en 35 juegos con Genoa en el 2016/17 durante su primera excursión europea, 14 en 38 con Fiorentina la temporada siguiente y gritó 12 en 37 presentaciones con Cagliari, que finalmente le valieron la transferencia al Verona.

¿Indiscutible? Lejos está de eso, pero sí que pareciera ser una alternativa potable como recambio si en algún pasaje es necesario cambiar ficha por ficha con Lautaro. Tampoco es un planteo en detrimento de Joaquín Correa o Julián Álvarez, que a día de hoy parecerían ser los dos que saltarían a la cancha como un modelo distinto de punta si una urgencia obliga a Scaloni.

Inclusive algunos millonarios fanáticos sentirán que no hay argumentos para debatir contra el delantero de Manchester City que se codea con Erling Haaland y se baña en elogios guardiolistas. Pero, acaso, ¿no hay espacio para los dos en la lista? ¿vale la pena tener un nueve más puro como variable al titular? ¿quién es para el DT el reemplazante real del Toro ante una eventualidad? ¿es tan necesario tener siempre a mano un centrodelantero criado a pesca y olfato adentro del área?

El entrenador ya explicó en su momento que la idea era tener dos apellidos por puesto, aunque la lista de 26 futbolistas que promocionó la FIFA permite exceder ese parámetro. Todo esto sin entrar en la zona gris de los jugadores que pueden aplicar a varios roles, como ocurre en la defensa con Lisandro Martínez por citar un ejemplo.

Gio Simeone está ante su desafío más grande con la camiseta del Napoli (Foto: Reuters)
Gio Simeone está ante su desafío más grande con la camiseta del Napoli (Foto: Reuters) (DANIELE MASCOLO/)

Las decisiones del entrenador en los últimos dos años nos guían a afirmar que el Tucu y el Araña son las alternativas de Lautaro. Puntualmente desde que Agüero dejó la órbita de la Selección, no hubo un patrón fijo: Correa y Álvarez se alternaron la titularidad si faltaba Martínez o la suplencia para reemplazarlo. Pero en sus clubes la realidad es diversa: Julián puede ser una carta extra en el lugar de Haaland, pero también un pistón en el tridente ofensivo como complemento del nueve. El Tucu, con 6 goles en 26 partidos de Serie A en la temporada anterior y 2 en 7 en la actual, siempre compartió la ofensiva con un nueve más puro del Inter en las 16 actuaciones que tuvo como titular: alternó como cómplice de Lautaro y Edin Dzeko. Un dato que bien podría pasar inadvertido para un equipo que habitualmente coloca dos puntas de peso, teniendo en cuenta también el retorno de Romelu Lukaku.

El caso Gio pueda ser tal vez uno de los tantos debates futboleros que se dará de ahora en más hasta que empiece a rodar la pelota y se terminen de una buena vez las especulaciones. Un vermú para transitar la maldita manija mundialista. Simeone, Ángel Correa, Enzo Fernández, Exequiel Palacios, Juan Foyth… Algunos de los nombres que estarán en la mesa de la discusión de cara a la Copa del Mundo. En la batalla de si deben estar o no. Quizás uno de esos apellidos se convierta en la sorpresa cuando quede afuera de la nómina o sea citado, aunque nadie chillará demasiado. No habrá gritos enfervorizados en TV de algún panelista indignado. El técnico se ganó, incluso antes del liberador título en la Copa América, una corona inexpugnable: el mejor libra por libra de la actualidad como formador de grupos.

SEGUIR LEYENDO:

Las confesiones de Julián Álvarez: qué se llevó para no extrañar y los jugadores que más lo sorprendieron

Un corredor de bolsa con un gran historial de aciertos predijo al campeón del Mundial de Qatar

Mateo consiguió la figurita del Mundial de Lionel Messi y Antonela Roccuzzo compartió su reacción en las redes sociales

Categorías

Hora actual en
San Carlos de Bariloche, Argentina