Noticias de Bariloche

Natalia Yero: “El deporte contribuyó a que todo sea mucho más liviano”

La triatleta barilochense Natalia Yero, ganadora en múltiples oportunidades del tradicional triatlón local Escape de la Isla Huemul y representante argentina en distintos eventos de Ironman, participó del programa “El Cordillerano entrena” en el mes de la concientización sobre el cáncer de mama, compartió su experiencia con la enfermedad y cómo el deporte acompañó el proceso.

En diálogo con Carla Chiarandini, se refirió a su momento actual, en el que explicó que está realizando mantenimiento físico hasta tanto surja la posibilidad de alguna competencia. También, en el mes de la concientización sobre la prevención del cáncer de mama, participó de una charla sobre cáncer de mama con oncólogos y médicos deportólogos, en la que contó su experiencia con la enfermedad en 2012.

“Venía hacía mucho tiempo haciendo deporte”, relató y contó que empezó con el triatlón en 1998. “Empecé a hacer deporte cuando empecé a estudiar en la universidad como algo social y un poco para sacarme el estrés del estudio. Una vez me contaron del triatlón y yo ya andaba bastante en bicicleta porque mi papá es ciclista”.

Con esa nueva motivación, comenzó a probar con la natación y el running. Aunque aclaró: “No lo recomiendo porque siempre es bueno empezar con alguien que te acompañe y te diga cómo es la cosa. No contaba con muchos recursos económicos, no me daba para tener un entrenador. Pero después vi la diferencia”.

Luego de algunos años, ya establecida en Bariloche, en un control de rutina, la médica le encontró un bulto en una mama. “Una vez que ya había pasado todo el cimbronazo del cambio, y todo esto de mudarme y de venir sola, en 2012, estaba más tranquila y fui a hacerme un control ginecológico de rutina y me descubrieron un bultito en la mama derecha”.

“Mucha gente no se va a hacer controles porque tiene miedo de que les encuentren algo”, observó. “Lo bueno que tuvo esto fue que tuve un diagnóstico temprano, pudimos detectarlo rápido. El ganglio centinela, que está debajo de la axila, no estaba comprometido, y eso reduce la posibilidad de una metástasis”.

En esa ocasión, fue derivada a realizar un tratamiento de radioterapia en Cipolletti. “No tuve que hacer quimioterapia y, durante el tratamiento, pude seguir entrenando todo el tiempo. El tratamiento de rayos dura cinco minutos o menos, después tenés el resto del día libre. Estás en un lugar que no es tu lugar, y mucha gente se bajonea, porque anímicamente pega mal el desarraigo”.

En ese sentido, destacó la importancia de practicar deportes. “Primero, con el deporte, de las cirugías me recuperé rapidísimo. A la semana, ya estaba bien. Para mí era normal pero después los médicos me dijeron que la gente tarda más en recuperarse”.

“Ni bien llegué allá, traté de buscar a la gente que hiciera triatlón en ese lugar”, contó. “Los dos meses que estuve allá los pasé entrenando con ellos y me llevaron a un montón de lugares a conocer. Para mí, fueron como dos meses de vacaciones. Si bien me estaba ocupando del tratamiento, no estaba con la cabeza en el tratamiento”.

“Creo que el deporte contribuyó a que todo sea mucho más liviano y también la parte social que me generó el deporte en ese momento”. Principalmente, destacó la importancia de poder mantener una actitud positiva. “Uno de los médicos hablaba del tema del estigma de la enfermedad, de lo que implica la palabra ‘cáncer’ y de que a veces uno se sugestiona de más. Hoy hay muchas probabilidades de recuperación”.

“En el deporte me imagino las carreras, voy visualizando, voy a nadar así, voy a andar en bicicleta así, a veces hasta visualizo la forma en que voy a llegar, la gente que va a estar, las emociones. Cuando voy entrenando también y a veces te agarra como una emoción, como si lo presenciaras en ese momento”, señaló. “En la enfermedad me pasó más o menos lo mismo. Yo sentía que estaba sana, nunca me veía enferma”.

“La conclusión en la charla fue que es una buena oportunidad para replantearse cosas. Mirarse para adentro y ver los hábitos que estaría bueno cambiar”, compartió. “El estrés y lo anímico son una especie de caldo de cultivo para que estas cosas sucedan más fácil”.

También valoró la idea de “entrenar y disfrutar, y estar presente en lo que estás haciendo” y de hablar de estas situaciones. “porque a veces pasa que es un tema tabú, y está bueno compartir experiencias”.

Categorías

Hora actual en
San Carlos de Bariloche, Argentina