Connect with us

Lifestyle

Por qué la dieta alcalina no ayuda a bajar de peso

Publicada

el

¿Escuchaste hablar de la dieta alcalina? Es una de las famosas dietas de moda que circulan por las redes sociales y que no tiene sustento científico.

Esta dieta lo que sugiere es que los alimentos alcalinos podrían, de alguna manera, modificar el ph de la sangre. Los seguidores de esta dieta sostienen que las enfermedades se desarrollan en un medio ácido, por lo que las comidas alcalinas aumentarían el ph del cuerpo evitando problemas de salud.

Esos alimentos son las frutas, las verduras, el agua y los lácteos. Y, por otra parte, los alimentos ácidos serían los que tendríamos que disminuir en nuestro plan de alimentación para obtener estos beneficios, que consistiría en un supuesto descenso de peso y, también, serían beneficiosos para prevenir y tratar ciertas enfermedades.

Si lo vemos desde el lado fisiológico, sabemos que no hay forma alguna en la que los alimentos puedan alterar el ph de la sangre porque, por un lado sería una situación bastante riesgosa, que incluso podría llevar al riesgo de muerte, y por otro, porque tenemos sistemas reguladores que se llaman ácido base, que son los encargados de mantener el ph de la sangre ligeramente alcalino.

Las dietas restrictivas y que anulan grupos completos de alimentos no son aconsejables (Christin Klose/dpa) (Christin Klose/)

Como conclusión y tras la evidencia de diversos estudios científicos, lo que se sugieren es que, de ninguna manera, los alimentos pueden influir en el ph de nuestra sangre.

Además, como suelo explicar, las dietas restrictivas son riesgosas para la salud. Pueden provocar la carencias de ciertos nutrientes, y es importante saber que eliminar grupos de alimentos no es el camino para sostener una alimentación saludable. En el caso de la dieta alcalina, se excluyen alimentos ácidos que aportan vitaminas y minerales necesarios.

Para mantener una alimentación variada y balanceada es fundamental:

Realizar las cuatro comidas diarias: desayuno, almuerzo, merienda y cena. Si entre comidas sentís hambre, sumá alguna colación: una fruta, un pedacito de queso, un huevo, un yogur o un puñadito de frutos secos.

Para mantener el peso es clave una dieta balanceada que nos aporte los nutrientes necesarios (iStock)
Para mantener el peso es clave una dieta balanceada que nos aporte los nutrientes necesarios (iStock) (Getty Images/iStockphoto/)

Organizar con tiempo el menú semanal y hacer la lista de compras. Para planificar las comidas e incluir fuentes distintas de proteínas y variedad de vegetales.

Probar la comida antes de agregarle sal. Intentá no llevar el salero a la mesa. Utilizá especias para realzar sabor: orégano, perejil, romero, limón, ajo, pimienta, ají molido, estragón. Animate a probar nuevos sabores. El paladar tarda en acostumbrarse.

– Procurar siempre la mitad del plato tenga verduras y, si es posible, con variedad de colores. Crudas, cocidas, como prefieras.

* Romina Pereiro es licenciada en nutrición MN 7722

* Producción: Dolores Ferrer Novotný / Realización: Gastón Taylor / Edición: Rocío Klipphan / Locación: Batré Laboratorios Gastronómicos

Seguir leyendo:

Dieta DASH: cómo es el plan de alimentación recomendado para controlar la hipertensión

Qué es el síndrome del intestino irritable y qué hacer para disminuir las molestias

Cinco mentiras sobre alimentos que adelgazan o desintoxican

Quiénes deben reducir el consumo de sal y con qué podemos reemplazarla

Anuncio

Lifestyle

Bajas temperaturas: los 5 trucos para descongelar el parabrisas y la luneta del auto

Publicada

el

20 de julio 2024 – 08:00

Las heladas de la mañana pueden afectar a los autos que se encuentran en la calle. Descubrí cómo descongelar el auto.

Las bajas temperaturas generan escarcha en los parabrisas.

Llegó el frio y para aquellas personas que comienzan el día manejando se pueden encontrar con escarcha en los vidrios del auto. Quienes no están acostumbrados a esto, pueden pensar en rápidas soluciones que pueden ser peligrosas llegando a romper el parabrisas.

En este sentido, existen ciertos consejos para quitar el hielo de manera rápida y eficiente, especialmente por la mañana, y lo más importante: sin romper el auto. Además, existen acciones que se pueden tomar en los días previos a las bajas temperaturas, que incluso pueden impedir que el vidrio se congele.

auto congelado

Cómo descongelar el parabrisas y la luneta del auto

1. Calentar el auto

Es importante tomarse un tiempo antes para arrancar el motor, conectar la calefacción con el ventilador al máximo y dirigir el flujo del aire hacia el parabrisas para que cambien de temperatura gradualmente.

2. Rociar el parabrisas con alcohol

El alcohol es una buena opción para las capas de hielo no muy gruesas ya que tiene un punto de congelación inferior al agua. Sin embargo, se recomienda no llenar el depósito de líquido del parabrisas con alcohol, porque puede estropearlo.

3. Rascar el hielo

Lo ideal es hacerlo con una rasqueta de plástico, pero en caso de no disponer de una, se puede utilizar la caja de un CD o cualquier tarjeta o carné de plástico. Bajo ningún concepto se debe utilizar instrumentos metálicos ni de materiales que puedan arañar el cristal.

4. Utilizar líquido anticongelante

Si bien es la solución más cara de todas, rellenar el depósito de agua del limpiaparabrisas con un producto de estas características puede evitar que se congele.

5. Utilizar el limpiaparabrisas

Activar el limpiaparabrisas y junto a los dosificadores de líquido con producto anticongelante puede dejar la luneta perfectamente limpia después de haber eliminado el hielo y haber despegado las escobillas del vidrio.

Continuar leyendo

Lifestyle

Mejora la digestión y ayuda a bajar de peso: cómo preparar caldo de huevo

Publicada

el

20 de julio 2024 – 07:00

Si te gusta tomar sopa en invierno y querés mantener una buena ingesta de proteínas, esta receta de caldo de huevo es ideal para que la incorpores.

El huevo es uno de esos alimentos que siempre vivió en el debate de cuán saludable es. Por su alto contenido en grasas, muchas veces se cuestionó su verdadero aporte de proteína en nuestra alimentación y fue expulsado de las preparaciones fit.

Si bien ahora se popularizaron muchas recetas bajas en calorías para bajar de peso o con ingredientes livianos, existe la forma de cocinar los huevos sin agregar grasas y poner incorporar todos sus beneficios para nuestra salud.

sopa

Receta de caldo de huevo

Consumir el huevo en forma de caldo es muy beneficioso para la digestión, es una fuente alta en proteínas con poca grasa y ayuda a la hidratación diaria.

Ingredientes

  • 4 huevos.
  • 1 cebolla grande, cortada en trozos
  • Un puñado de cilantro fresco picado
  • Sal al gusto
  • Agua

Preparación

  1. En una olla grande, cargar agua hasta cubrir los huevos y la cebolla.
  2. Poner la olla a fuego medio y llevar a ebullición.
  3. Una vez que el agua hierva, agregar los huevos enteros y la cebolla cortada en trozos.
  4. Dejá que hiervan durante unos 10 minutos o hasta que los huevos estén cocidos.
  5. Retirar la olla del fuego y, con la ayuda de una espumadera, sacar los huevos y la cebolla del agua hirviendo.
  6. Pelar los huevos y cortarlos en trozos.
  7. Colocar los pedacitos de huevo y la cebolla en un tazón grande.
  8. Agregar el cilantro picado y sazonar a gusto.
  9. Volver a colocar los trozos de huevo y la cebolla en la olla con el agua caliente.
  10. Dejar que se cocinen a fuego lento durante unos 5 minutos más para que los sabores se fundan.
  11. Servir el caldo caliente en tazones individuales y disfrutar.

Continuar leyendo

Lifestyle

Dormir poco o mucho puede causar demencia

Publicada

el

20 de julio 2024 – 00:00

El sueño deficiente puede ser un síntoma de problemas de salud como la obesidad, diabetes y enfermedades cardiovasculares, que están relacionados con un mayor riesgo de alzheimer.

Dormir muy poco o demasiado en la vejez se relaciona con un mayor riesgo de demencia, especialmente, alzheimer. La falta de sueño puede provocar acumulación de la proteína amiloide, asociada con esta patología. La apnea del sueño también puede promoverla. Por otra parte, dormir en exceso puede ser señal de problemas físicos o mentales subyacentes que, también, incrementan el riesgo de demencia. Por lo tanto, un sueño regular de 7 a 9 horas podría ayudar a prevenir esta enfermedad.

Dormir poco incrementa el riesgo de padecer alzheimer por varias razones. Durante el sueño, el cerebro elimina desechos celulares, incluida la proteína amiloide, asociada con el alzheimer. Si se duerme poco, se reduce el tiempo que el cerebro tiene para eliminar esta sustancia, lo cual puede conducir a la formación de placas amiloides. Además, la falta de sueño puede provocar cambios que promueven la acumulación de amiloide y de otros desechos moleculares. La apnea del sueño, que interrumpe el descanso, también puede aumentar el riesgo de alzheimer al limitar el oxígeno que llega al cerebro y causar inflamación cerebral.

El sueño deficiente puede ser un síntoma de problemas de salud como la obesidad, diabetes y enfermedades cardiovasculares, que están relacionados con un mayor riesgo de alzheimer. Además, cambios en los patrones de sueño pueden ser un signo temprano de demencia ya que las áreas del cerebro que regulan el sueño son afectadas en las etapas iniciales de la enfermedad. Por eso, dormir entre 7 y 9 horas por noche es clave para mantener la salud cerebral y reducir el riesgo de desarrollar alzheimer.

Dormir en exceso puede ser señal de problemas físicos o mentales subyacentes que también incrementan el riesgo de demencia por varias razones. Por un lado, la necesidad de dormir más de lo habitual puede indicar la presencia de condiciones de salud como depresión, diabetes o enfermedades cardiovasculares, las cuales están asociadas con un mayor riesgo de demencia. Además, la inactividad física, la soledad y el aislamiento, que a menudo acompañan a estos problemas de salud, también pueden contribuir al desarrollo de demencia.

En muchos casos, dormir demasiado no es la causa directa de la demencia, sino un síntoma de estos problemas subyacentes que afectan la salud cerebral. Por ello, es importante estar atento a los cambios en los patrones de sueño y consultar con un médico si se notan alteraciones significativas.

Médico neurólogo, director del Instituto de Neurología Buenos Aires, INBA.

Continuar leyendo

+Vistas