Noticias de Bariloche
Inicio » Judiciales » Se peleó con otro feriante por el lugar, le destruyó el auto y ahora tendrá que pagarle

Se peleó con otro feriante por el lugar, le destruyó el auto y ahora tendrá que pagarle

La feria en la que se generó el violento episodio está ubicada en inmediaciones de las calles Moreno y Urquiza, a escasos metros de la Intendencia Municipal. Allí ambos vendían su mercadería, pero discutieron por un espacio. En sede penal, donde los dos feriantes declararon, quedó acreditado por testigos que tras la pelea se produjeron los destrozos en el automotor.

El juez que intervino en el caso consideró que el hecho que motivó la demanda se encuentra acreditado por dos testigos presenciales. De ambos relatos quedó evidenciado que hubo una disputa por un espacio físico en la zona del Centro Cívico para determinar quién tenía derecho a dejar allí un carro con el cual realizaban venta ambulante de alimentos.

En los fundamentos del fallo se mencionó que “el daño al automotor resulta incuestionable, por lo cual, los gastos de la reparación deben ser considerados como una merma en el patrimonio de su propietaria”, que es pareja de uno de los feriantes.

A través de un parte oficial, se explicó que para determinar el monto de la indemnización deberá tenerse en cuenta el importe de cada una de las facturas agregadas y que no fueron impugnadas por el demandado. Con respecto al daño moral ocasionado, se comprobó que previo al ataque al auto hubo una discusión entre el demandado y el dueño del automotor y que lo golpeó.

La pelea previa “no justifica que tomara venganza y golpeara el vehículo”. En este sentido se indicó que en la grabación incorporada se puede ver “un grado de violencia que, conforme lo que acostumbra suceder, debe haber perturbado la paz y la tranquilidad del actor y nada impide afirmar que el recuerdo de tal suceso debe haber permanecido en su memoria por un largo tiempo. Esa afectación de bienes tan valorados para el ser humano, justifica ser compensada.

Categorías

Hora actual en
San Carlos de Bariloche, Argentina